sábado, 18 de julio de 2015

En el Camino de Santiago.

Los pintores han vuelto a Salas pues piensan que esta villa cuya carta puebla data de 1277,  es una etapa importante en el Camino de Santiago ya que a partir de aquí hasta al puerto del Acebo, en Grandas de Salime, los aproximádamente 120 kilómetros que restan del Camino Primitivo en el Principado de Asturias son sin duda duros y fatigosos enfrentándose ya a los puertos de montaña que empiezan con la subida a La Espina preludio del Puerto del Palo. Salas que conserva todo el sabor de la Ruta Jacobea bien merece otra visita.
Pintaron: Jesús Antonio, Luis López, Eusebio Llorca y Angel Súarez.



A partir de ahora el Camino se hace mas duro.

Portada lateral de la Colegiata de Salas.

Acuarela de Jesús Antonio. Entrada a la zona del Placio

Acuarela de Luis López, el río Nonaya

Eusebio Llorca, acuarela de la parte vieja de Salas.

Acuarela de Angel Suárez.

Los pintores en el patio del palacio de Valdés-Salas.

Camino de Tineo.

sábado, 11 de julio de 2015

En el Camino de Santiago. Salas.

Al llegar a Salas, los pintores sienten que el espíritu peregrino sale a recibirles en forma de una de las más impactantes imágenes del Camino Primitivo. Unido al ir y venir de los muchos peregrinos que transitan por sus calles el palacio de Valdés Salas, cuya torre es del siglo XIV, y la colegiata de Santa María la Mayor con el magnífico mausoleo del inquisidor general realizado en 1582 por el escultor Pompeyo Leoni dan fe de la importancia de esta villa en la ruta jacobea. Cuéntase que una vez terminado el mausoleo (que fue esculpido en Guadalajara) los carreteros encargados de su transporte ajustaron precio hasta León y luego una prima extra hasta Salas por si no hubiera caminos.
Pintaron Luis López, Jesús Antonio, Eusebio Llorca y Angel Suárez.

Camino de Compostela.

Salas monumental.

Eusebio Llorca en Salas.

Acuarela de Eusebio Llorca.

Acuarela inacabada de Eusebio Llorca, no dio tiempo a más.

Jesús Antonio se enfrenta el solo al almenado torreón.

Acuarela de Jesús Antonio.

Luis López en pleno trabajo.

Realista acuarela de Luis López.

Angel Suárez.

Mausoleo del arzobispo Valdés Salas.

sábado, 4 de julio de 2015

El Grupo Niebla en el Camino de Santiago.

La iglesia de Santa Eulalia de Dóriga, que fue reconstruida en el siglo XVIII tiene planta de cruz latina y en su portada sur conserva una importante lápida epigráfica de consagración fechada en el siglo XII. Con dos pórticos y torre campanario ofrece a los peregrinos una recia estampa de templo rural en el camino de Santiago. Desde aquí la ruta jacobea se encuentra con el rio Narcea a las puertas de Cornellana.


Santa Eulalia: Camino de Santiago.

Jesús Antonio y Eusebio Llorca hablando de pintura.

Acuarela de Eusebio Llorca.- Santa Eulalia.

Jesús Antonio - Acuarela. - Santa Eulalia.

Luis López frente al palacio de Dóriga.

Ambiciosa acuarela de Luis López.

J.M. Puente a la sombra de los avellanos.

Acrílico de J.M. Puente. - Palacio de Dóriga.

Angel Suárez. - Iglesia de Santa Eulalia.

Lápida epigráfica en la iglesia de Santa Eulalia de Dóriga.

sábado, 27 de junio de 2015

Camino de Santiago - Doriga.

El Camino de Santiago se adentra en el concejo de Salas, dejando atrás el alto de Cabruñana y buscando el rio Narcea campeón salmonero, pasando por Doriga, pequeño núcleo rural en el cual se asienta la torre-palacio edificado entre los siglos XIV al XVI y donde los pintores pasaron una jornada-sorpresa al ser recibidos en esta magnífica finca de la mano de uno de sus propietarios que amablemente les mostró sus dependencias . Luego emplazando sus caballetes en el jardín disfrutaron de un día veraniego en un ambiente distendido.
Pintaron: Jesús Antonio, Eusebio Llorca y Angel Suárez.

Camino de Santiago - Doriga.

La torre-palacio de Doriga. Acuarela de Jesús Antonio.

Conjunto de Doriga. - Acuarela de Eusebio Llorca.

Entrada a la finca. - Acuarela de Angel Suárez.

El conjunto de torre y palacio.

Los pintores en uno de sus salones.

Torre, corredores y colunmas del patio.



sábado, 20 de junio de 2015

El Camino de Santiago.

El camino del norte, que discurre por Asturias entre el Puerto de Pajares, en el concejo de Lena, y el Puerto del Acebo, en el concejo de  Grandas de Salime,  es, sin duda, el tramo mas duro, bonito y espectacular de toda la Ruta Jacobea.
Los pintores que hace tiempo que se plantearon alguna etapa del camino como motivo pictórico se acercaron esta semana hasta el puente de Peñaflor que ya aparece documentado en el siglo XII y


El Camino de Santiago.

Puente, rio, carretera y ferrocarril se disputan el paso de Pañaflor.

Cualquier sitio es bueno para montar los caballetes.

Luis López.

Eusebio Llorca.

Angel Suárez.



une las dos orillas del rio Nalón entre la peña de El Viso y la peña del Aire a la entrada de Grado. Este puente nueve veces centenario fue en su momento importantísima vía de comunicación entre el centro de Asturias y la meseta por el Camino Real de la Mesa y con Galicia por Grandas de Salime.
Testigo de proyectos industriales, escaramuzas bélicas y discurrir de peregrinos hoy sirve de motivo a estos pintores que le rinden  homenaje.

Pintaron: Luis López, Eusebio Llorca y Angel Suárez.