sábado, 7 de marzo de 2009

El Busto y Breceña

Este sábado la lluvia apareció otra vez por la mañana, dando un pequeño respiro por la tarde.

Humberto dedicó parte de la mañana para dibujar una casa de El Busto que lo tiene enamorado, pero la otra parte la dedico a leer la prensa y tomar un buen vino en Casa Piloña de Breceña.

Valentín pintó desde el coche, práctica habitual en el, pues tiene miles de horas de acuarela al aire libre y en Asturias la lluvia es frecuente.

Jesús hizo una acuarela de El Busto de unas casas y unos robles, que son espectaculares por su vejez y sus formas.

Llorca fue el mas valiente y pintó su acuarela al aire libre, con mimosa incluida.