lunes, 31 de marzo de 2014

Pintando en Lastres

Entre la punta de Penote y la punta de Misiera, distantes entre sí 1,2 millas, se sitúa Lastres. Esta población con importante actividad pesquera recuerda su pasado ballenero con una placa en la capilla del Buen Suceso, perteneciente al gremio de mareantes. En 1232 se documenta por primera vez la caza de la ballena en Asturias por lo que es de suponer que se precticaba desde años atrás. Los pintores que piensan que las tradiciones identitarias son buene cosa, pintaron en estas calles con la vista puesta en los colores y la tranquilidad instalada en el cuerpo.
Quizá las olas devoren la orilla, pero Lastres podría caminar sobre el mar. (J.R.C.)


Luis López con un dibujo ambicioso comienza su acuarela.


Jesús Antonio da una visión aérea de la costa.

Ángel Suárez con su visión personal del paisaje.

lunes, 24 de marzo de 2014

La primavera se viste de invierno.

Desoyendolos partes meteorológicos los pintores montaron sus caballetes en San Julián de Viñón, cuyo conjunto de iglesia y edificaciones anexas dan al lugar un ambiente arcaico. La pequeña iglesia de San Julián de Viñón fechada su construcción en los finales del siglo XII, pertenece al grupo de románico de Villaviciosa, que estaría como muchas mas, relacionada con el camino de peregrinación a Compostela. En esas estaban los pintores cuando una fuerte granizada les obligó a poner tierra por medio y a refugiarse en la cercana localidad de Cabranes a cuyo concejo pertenece esta iglesia. Una agradable tertulia alrededor de unos cafés bien calientes y una charla sobre el camino del Norte a Compostela dejaron cumplida la jornada. 
Con lluvia toca paraguas


Jesús Antonio nos envía su acuarela terminada.


Eusebio Llorca despues de los ultimos retoques también nos remite su pintura.


Angel Suárez envía su visión del Lugar.


domingo, 16 de marzo de 2014

ESPINAREDO

Situado en el concejo de Piloña, Espinaredo es el arranque del camino a La Pesanca, área de esparcimiento entre castaños que es muy visitada por montañeros y caminantes. Zona de exuberantes bosques, el río del Infierno se adentra hacia las tierras de concejo Caso flanqueado por la sierra de Aves la sierra de Giblaniella. Los pintorea, que conocen esto, no están por las grandes caminatas y prefieren reflejar la belleza de estas tierras por medio de sus pinturas.
        

J.M. Puente, con sus apuntes al óleo refleja la serenidad del paisaje.


La visión circular de Luis López produce perspectivas originales.


Por la tarde, Luis López pinta la plaza de Espinaredo con más sosiego.


Eduardo Monteiro, cun su paleta de exquisitos azules plasma la belleza del Río el Infierno.


Con la pereza de la tarde, Eduardo Monteiro elige motivos menos poéticos.


Eusebio Llorca da rienda suelta a la energía acumulada durante la semana.


Por la tarde, Eusebio Llorca continúa imparable.


Jesús Antonio, rompiendo los convencionalismos pinta una acuarela suelta y luminosa.


Angel Suárez da testimonio de la arquitectura popular.


domingo, 9 de marzo de 2014

Sábado primaveral.

17º.C, un cielo despejado y un ambiente casi veraniego convirtieron esta jornada de pintura en una reunión con ambiente de patio de colegio en horas de recreo. La visita de Ángela y José Luis Lobo, que compartieron la jornada con los pintores, hizo más amena la reunión.

Eusebio Llorca.

Jesús Antonio.

J. M. Puente.

Beni.

Ángel Suárez.


lunes, 3 de marzo de 2014

Pintando en Breceña.

Llueve sobre Breceña.

Taller improvisado

Eusebio Llorca.

Jesús Antonio.

Angel Suárez.

Luis López.

Pintando "alla prima"
Cuando la lluvia no da tregua siempre hay un buen samaritano que aporta una solución, esta vez en forma de galería en donde se montó un taller de campaña. Se pintó comodamente y en la sobremesa Jesús Antonio nos dió una lección abreviada sobre micología. También y apesar del mal tiempo se avistó un grupo de camachuelos. Ventajas de la pintura al aire libre.