sábado, 21 de marzo de 2015

Playa de Aguilar, primer día de primavera.

"Coincidiendo con la luna nueva y el equinoccio de primavera en Mont Saint-Michel, en la costa occidental francesa, las aguas se retiraron varios kilómetros mar adentro".

 Mil ciento ochenta y cuatro kilómetros a poniente, en las costas asturianas, el cantábrico que se sumó a esta fiesta primaveral dejó al descubierto el Caballar y Peñaseis en la playa de Aguilar donde los pintores quedaron para su reunión semanal y se sorprendieron con una estampa poco usual donde el Caballar semejaba un gigantesco menhir en mitad del arenal.

Arrobados con tanta belleza y al borde del éxtasis los pintores levitaron hasta el cercano puerto de San Esteban de Pravia para tomarse un  aperitivo y se les pasó la levitación al  aterrizar de golpe cuando les pasaron la cuenta.

J. M. Puente en la playa de Aguilar.

El Caballar, pintado por Jesús Antonio.

Acuarela de J.M. Puente.

Angel Suárez, versión country.

Angel Suárez, versión aplicada.

El Caballar, impresionante.
.