sábado, 27 de febrero de 2016

Pasando frío junto a la mar.


   El temporal que azota a Asturias no impidió que los pintores acudieran a su cita semanal, y bien pertrechados contra el frío, se dieron cita en Perán que es la antesala de Candás viniendo de oriente.

   Situado entre los promontorios de San Sebastián y de San Antonio el pueblo de Candás se sitúa en un anfiteatro que tiene un dificil acceso para las embarcaciones debido a los bajos de piedra donde rompe la mar con mareas gruesas.

   En este pequeño puerto se celebraban, hacia los años 70 del pasado siglo, corridas de toros cerrando el arenal del puerto (en bajamar) con las lanchas de pesca y en esta improvisada plaza presentaban cartel primeros espadas de la tauromaquia. Antaño activo puerto pesquero y centro de importante industria conservera, hoy se ha convertido en una agradable villa que cuenta entre sus atractivos de primer orden con el Museo Antón situado en una casa del siglo XVIII.

   Pintaron en esta ocasión: Tere Mieres, Rosa Rubio, Luis López, Jesús Antonio, Enrique Mijares, J.M. Puente y Angel Suárez.


 
Candás se rodea de peligrosos bajos de piedra.

Hacia oriente se divisa el gran dique de El Musel. - Luis López.

La villa de Candás vista desde  Perán. - Jesús Antonio.

El cámping de Perán sobre la loma. - Tere Mieres.

Mar gruesa con el Musel al fondo. - Rosa Rubio.

El Cantábrico, negro por la tormenta. - Enrique Mijares.

Pintando "alla prima". - Enrique Mijares.

Vista de Candás. - J.M. Puente.

Verde de los prados y espuma de la mar. - J.M. Puente.

Ángel Suárez.

Equipo de pintura para el invierno.

 

 

 

 

sábado, 20 de febrero de 2016

Pintando en Torazo.


   Los pintores se presentaron  con en día espléndido para pintar en Torazo, el pueblo que rinde homenaje a la filóloga y escritora María Josefa Canellada, finalista del premio Café Gijón en 1954 con la obra Penal de Ocaña y autora de Montesín y María, Manantia y yo. 

   Perteneciente al concejo de Cabranes, Torazo se encarama en una ladera encarada al sur lo que le convierte en un mirador natural sobre los montes de Infiesto, que en esta ocasión lucían las ultimas nieves del reciente temporal caído sobre Asturias y que ocasionó el cierre de algunos de los puertos de montaña que nos sirven de salida hacia la meseta.

   Pintaron en esta ocasión: Eduardo Monteiro, Tere Mieres, Rosa Rubio, J.M. Puente, Enrique Mijares, Luis López, Jesús Antonio y  Angel Suárez.


Empezando la jornada.

Nieve en las montañas.

Acuarela de Jesús Antonio.

Acuarela de Luis López.

Acuarela de Eduardo Monteiro.

Carbón de J.M. Puente.

Oleo de J.M. Puente.

Oleo de J.M. Puente.

Acuarela de Enrique Mijares.

Acuarela de Rosa Rubio.

Acuarela de Tere Mieres.

Acuarela de Angel Suárez.

Eduardo Monteiro, Luis López, Rosa Rubio, Enrique Mijares, Jesús Antonio, Angel Suárez, J.M. Puente y Tere Mieres.

Panorámica montañera.

sábado, 13 de febrero de 2016

Santa María del Mar


     Los pintores escogieron para su encuentro semanal la playa de Santa María del Mar, en Castrillón, por aquello del mal tiempo, ya que en caso de lluvia como ocurrió, hay sitio para cobijarse. Esta playa que en realidad son dos separadas por un pequeño grupo de rocas, reciben los nombres de el Puerto y la propia Santa María del Mar. 

  Situada a poniente del cabo Peñas, que se ve en el horizonte junto con la isla de la Erbosa, esta playa está influenciada por la  cercana desembocadura del río Nalón que tiñe sus arenas de negro debido al uso que durante años se hizo de este río para el transporte de carbón. Flanqueada por el islote de Ladrona a oriente y  la gran playa de Los Quebrantos a poniente es muy solicitada por los surfistas y también por los turistas en el verano.

   Pintaron Jesús Antonio, Enrique Mijares, J.M. Puente y Angel Suárez.



Ensenada de Santa María del Mar 

Jesús Antonio

Acuarela de Jesús Antonio.

Enrique Mijares.

Acuarela de Enrique Mijares.

J.M. Puente.

Acrílico de J.M. Puente.

Angel Suárez.

Acuarela de Angel Suárez.

La isla Ladrona da carácter a la playa.

sábado, 6 de febrero de 2016

En la playa de Merón.

   Situada en plena Costa del Jurásico con algunas huellas de dinosaurios en sus acantilados, la playa de Merón es una diminuta ensenada que limita al E. por la punta del mismo nombre y al W. por una punta llamada El Corbero.

   Con una mañana soleada los pintores dejaron fe de este rincón de la costa situado entre Careñes y Argüero en la rasa de Villaviciosa, entre caserías y tierras de labor, y por cuyo centro, como no puede ser de otra forma en estos acantilados, discurre un riachuelo que lleva el mismo nombre de la playa.

  Acudieron a la cita: Jesús Antonio, J.M. Puente, Eusebio Llorca, Tere Mieres y Enrique Mijares.



Acuarela de Jesús Antonio.

Acuarela de Enrique Mijares.

Acuarela de Eusebio Llorca.

Apunte de Tere Mieres.

Oleo de J. M. Puente. (1)

Oleo de J. M. Puente. (2)

Eu sebio Llorca y Tere Mieres. 
Tere Mieres, J.M. Puente y Eusebio Llorca.

J. M. Puente.

Enrique Mijares y Jesús Antonio.