sábado, 11 de junio de 2016



         Luis López envía desde Segovia este delicioso dibujo con su texto:

 
Villoslada imprescindible para acuarelar. Una primavera ostentosa

        Cita pictórica en Fresneu, los pintores en la anterior visita a este lugar quedaron tan satisfechos que esta vez repitieron por ver estas panorámicas de gran parte de la orografía asturiana.

       Mirando hacia estos horizontes interminables la casona de los Riego se solaza con estas vistas desde el siglo XVIII, como queda registrado en la piedra fundacional que luce en su fachada junto con el escudo de armas de la familia.  Esta casa, entre muros cortafuegos, es un ejemplo de las señoriales construcciones rurales  que abundan en suelo asturiano y que  poco a poco ceden ante el paso de los años.

      Los pintores, Eusebio Llorca, Enrique Mijares, Rosa Rubio, J.M. Puente y Angel Suárez, bajo la mirada amable de la iglesia de Santa María la Real, modularon sus tiempos de pintura al toque de sus campanas.

       
San ta María la Real. - Eusebio Llorca.

La maceta de flores. - Eusebio Llorca.

Rincón de Fresneu. - Enrique Mijares.

Horizonte de montañas. - J.M. Puente.

Nubes sobre la campiña. - J.M. Puente.

En el fondo del valle duerme la quintana. - J.M. Puente.

Como una decoración teatral: las montañas. Rosa Rubio.

La vida cotidiana. - Angel Suárez.

La piedra da testimonio de la historia.